miércoles, 21 de enero de 2009

Obama ordenó suspender los juicios en Guantánamo por 120 días.


El flamante presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, hizo su primer movimiento como mandatario al ordenar suspender todos los procesos judiciales en la base naval norteamericana de Guantánamo, Cuba, disposición válida por los próximos 120 días.
En Guantánamo se estaba preparando el proceso contra cinco presuntos responsables de los atentados del 11 de septiembre de 2001.

"En el interés de la justicia y su pedido del presidente de Estados Unidos y del secretario de Defensa, Robert Gates, el gobierno solicita, respetuosamente, que las comisiones militares autoricen un aplazamiento de los procedimientos en los casos mencionados hasta el 20 de mayo", dice la moción distribuida a la prensa, informó la agencia de noticias Ansa.

La moción será presentada hoy a dos jueces: Stephen Henley, a cargo del proceso contra cinco hombres acusados de haber organizado el ataque del 11 de septiembre, y Patrick Parrish, quien se ocupa de la causa de Omar Khadr, un canadiense arrestado hace 15 años en Afgansitán por el homicidio de un militar.

Durante su campaña, Obama señaló que en caso de ganar cerraría el campo. Actualmente hay allí 245 detenidos, muchos de ellos sin acusación ni juicio.

Asimismo, se reunirá hoy con su equipo económico para discutir el plan de estímulo económico por él promovido, según anunció la Casa Blanca.

"Se reunirá con sus asesores económicos. Creo que será por la tarde", indicó el nuevo portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs. Según estiman fuentes del entorno de Obama citadas por la agencia de noticias Europa Press, se pondrá la mira en algunas de las regulaciones pendientes.

El presidente pidió a todas las agencias federales y departamentos que detengan cualquier revisión en proceso, a través de un documento firmado por el jefe de gabinete Rahm Emanuel.

En este sentido, la Casa Blanca apuntó en una nota que todo queda paralizado hasta que "la administración Obama lleve a cabo una revisión legal y política".

Asimismo, Obama discutirá con el secretario de Defensa, Robert Gates, y el jefe del Estado Mayor, Mike Mullen, la posibilidad de acelerar la retirada de las tropas estadounidenses desplegadas en Irak, tal como ratificara ayer en su discurso de investidura.

Está previsto que el general David Petraeus, quien lideró el destacamento estadounidense en Irak entre 2007 y 2008, asista a la reunión. En la actualidad, Petraeus encabeza el Comando Central de Estados Unidos.

Además, el comandante norteamericano en Irak, general Ray Odierno, participará en el encuentro mediante videoconferencia.

Se espera que Obama, quien prometió retirar a los soldados estadounidenses de Irak en los próximos 16 meses, aproveche para tratar la situación en Afganistán, adonde podrían ser enviados más destacamentos militares para hacer frente al recrudecimiento de los combates con los talibán.

En la actualidad Estados Unidos mantiene a 142.000 soldados en Irak y a otros 33.000 en Afganistán.

En el caso de cumplirse el plan de Obama, Estados Unidos habrá dejado de tener presencia militar en Irak en mayo de 2010, cumpliendo así con el acuerdo alcanzado con el Gobierno iraquí, según el cual las tropas estadounidenses deben abandonar el país antes de 2012.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada