domingo, 10 de abril de 2011

CONTRA DESARROLLOS TURÍSTICOS CERCA DE ARRECIFE DE CORAL AMENAZADO.

Ubicado en la punta de Baja California Sur, el arrecife de coral Cabo Pulmo es una joya ecológica. Constituye uno de los tres únicos arrecifes de coral de su tipo en la costa del Pacífico, a lo largo del continente Americano. Este arrecife que tiene 20,000 años de edad es hogar de más de 800 especies de animales marinos.

Los arrecifes de coral son muy frágiles - Cabo Pulmo estuvo al borde de desaparecer a causa de la sobrepesca en la década de 1980, pero en 1995 el gobierno mexicano intervino, declarando la zona del arrecife "parque nacional". Desde entonces, el arrecife se ha recuperado.

Pero ahora una serie de desarrollos turísticos de gran escala amenazan con alterar irrevocablemente el ambiente de la costa y ponen en peligro el delicado equilibrio ecológico que mantiene el arrecife. Esto dado que empresarios mexicanos planean la construcción de tres grandes complejos turísticos llamados Cabo Rivera, Cabo Cortés y El Anhelo Resort, que en conjunto suman más de 10,000 cuartos de hotel, tres puertos marinos y por lo menos tres campos de golf.

Estos desarrollos podrían alterar la estructura de sedimentación de la costa, contaminar las aguas, blanquear los corales, eliminar la rica biodiversidad de arrecifes e impactar profundamente la viabilidad económica de las pequeñas comunidades que dependen de los servicios de ecosistemas que podrían verse interrumpidos.

Desafortunadamente, a pesar de que el Estado mexicano intervino para proteger a Cabo Pulmo de la sobrepesca; las leyes ambientales del país y las normas de desarrollo no son lo suficientemente estrictas para proteger el arrecife de este tipo de amenazas. En los últimos meses, AIDA ha estado trabajando con organizaciones locales en Baja California Sur para presentar una solicitud ante la Secretaría de la Convención de Ramsar (SRC) - un tratado internacional de conservación - para pedir a la Secretaría llevar a cabo una evaluación formal de los proyectos propuestos y recomendar medidas específicas de protección de Cabo Pulmo.

El tiempo es fundamental. La autoridad ambiental de México ya autorizó "Cabo Cortés" y "Cabo Riviera". "El Anhelo" está en etapa final de revisión dentro del procedimiento de evaluación de impacto ambiental. "Desafortunadamente", como dice la asesora legal de AIDA Sandra Moguel, "las autoridades ambientales no están tomando en cuenta el valor de los servicios ecosistémicos que podrían perderse - el arrecife es un gran sumidero de carbono y un hábitat insustituible para la diversidad biológica exótica".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada